Periódico mensual de distribución gratuita Zona Oeste, Gran Buenos Aires, Argentina
Año XVI - Nº 187
OCTUBRE
2017
COMPARTIR EN

ADIESTRAMIENTO CANINO

Entrenamiento de la obediencia

Para entender el entrenamiento de la obediencia de un perro uno debe primero re-aprender cómo pensar acerca del entrenamiento de la obediencia.

Al igual que cualquier tipo de educación, requiere paciencia y tranquilidad para un trabajo bien hecho. Los perros no son tontos, y encuentran, como nosotros, el mismo tipo de recompensa al aprender cosas nuevas y sienten las mismas frustraciones al no hacerlo bien.

Es importante no tener expectativas poco realistas de la formación de su perro. Antes de que puedan aprender a buscar, sentarse o junto, primero deben aprender a aprender.

Estar en un gran grupo de perros nuevos puede ser abrumador, y sólo aprender a socializar es un gran paso. Por supuesto, cada familia tendrá diferentes metas para el entrenamiento de su perro; algunos dueños de mascotas quieren un perro con un montón de trucos y comandos, mientras que otros son felices con que se comporte bien en público, esté entrenado para ir al baño en un sito adecuado, no masticar los muebles y no tire de la correa cuando sale a pasear.

Hay, sin embargo, algunos comandos que cada perro debe aprender para comportarse bien en público.

Los cinco comandos más necesarios son “Vení”, “Quedate”, “Sentado”, “Junto” y “Echado”. La mayoría de los programas de obediencia consideran a un perro bien entrenado cuando son capaces de seguir cada uno de estos comandos cada vez que se les da. Los perros bien entrenados son, no sólo más divertidos, sino en general, más agradables para convivir.

Todo el mundo conoce a un perro que tiene pleno dominio de una casa y no sigue órdenes; perros como estos son desobedientes e incluso pueden ser peligrosos. Llevar a un perro que no sabe cómo sentarse o quedarse en un parque sin la correa podría ponerlo a él y los otros perros o personas en riesgo, y el mejor escenario de su perro sería una vergüenza.

Si usted elige avanzar la educación de su perro, no debe olvidarse de pensar que es como la continuación de la educación similar a la de un niño.

La formación avanzada no es diferente de la escuela secundaria, estará aprendiendo a hacer las cosas que no vienen tan naturalmente. Su perro ya no encontrará la mayoría de los comandos intuitivos, y puede tomar trabajo real de su parte para tener éxito.

De cualquier manera, usted debe ayudarlo con paciencia y refuerzo positivo. El progreso a través de los grados es como ir de jardín de infantes a la escuela secundaria y la universidad.

Para entender el entrenamiento de la obediencia de un perro uno debe primero re-aprender cómo pensar acerca del entrenamiento de la obediencia.



Asesoró:
Dingo, Adiestramiento Canino
Cel: 15-5751-5789





La barra ®
Teléfonos (54 11) 4654-5803 / 4658-4356
periodicolabarra@gmail.com
tapa
última edición
editorial
guía de productos y servicios
ediciones anteriores
centros de distribución
quiénes somos
contacto